Seleccionar página

Hoy que el cliente es el centro de muchas acciones, planes y estrategias de marketing nos preguntamos si métodos o conceptos como los del embudo de marketing siguen estando vigentes, no porque se hayan vuelto obsoletas, para nada, sino porque no están enfocadas en lo que hoy es lo principal: en el cliente.

¿Aún está vigente el embudo de marketing?

El embudo de marketing ve al consumidor no tanto como un ser vivo, orgánico y con opinión sino como una LEAD, ojo que tampoco lo ve como un ente sin voz ni voto como en el marketing de antaño donde el contenido era impuesto, pero, le falta un factor humano al embudo, ser más actual.

El embudo además, va de grande a pequeño, siendo la atracción inicial o de prospectos la que genera más volumen, más visitantes o personas con “awarnes” sobre un comercio o negocio, pero estas se van reduciendo hasta quedar pocas ¿cómo puede ser posible esto en el tiempo de los influencers donde miles pueden llegar a un negocio por la influencia de uno solo?

Un ciclo basado en los clientes

Jon Dick, experto en marketing, nos menciona en su artículo para Hubspot “Cómo el ciclo acabó con el embudo de marketing”, que:

Mientras que los embudos de marketing pierden impulso en la parte inferior, los ciclos basados en el cliente aprovechan ese impulso para retroalimentarse y, debido a que lo conservan tan bien, toda la energía adicional que agregas para potenciar el ciclo se incorpora a la capacidad general.

Un ciclo basado en los clientes es uno que busca hacer de las personas promotoras de la marca, micro influencers en su círculo de amigos y familiares; este ciclo, gira como una rueda en movimiento, incansable.

Comentarios

Comentarios