Seleccionar página

Quienes desean dinero ofreciendo sus servicios en mercadeo o como freelancers, pueden fracasar al no entender que más allá del precio hay otros factores que influyen en los clientes al contratar un servicio.

Si eres un experto en marketing o un freelancer que quiere ofrecer sus servicios, sabrás que convencer a los clientes de contratar tus servicios es una de las tareas más exigentes que puedes encontrar.

La verdad es que hay varios factores que influyen en los clientes al contratar un servicio y los cuales seguramente no te has detenido a considerar como deberías.

Se nos ha vendido la idea de que las empresas o freelancers solo pueden vencer a sus competidores y captar clientes si basan sus estrategias en ofrecer sus servicios al mejor precio.

Pero en la realidad, la mayoría termina decepcionado cuando ve que los clientes prefieren a la competencia, incluso aunque esta no sea más “barata”.

¿Cuáles son los factores que influyen en la contratación de un servicio?

El principal problema es que muchos de quienes ofrecen servicios de cualquier tipo no parecen entender que existen varios factores que influyen en los clientes al contratar un servicio.

Esta situación es frecuente en quienes basan su estrategia en relaciones B2B, o de empresa a empresa, pues no acostumbran revisar las causas de que el usuario final, que es quien al final manda en el mercado, prefirió un servicio de la competencia.

Esta “ceguera” les impide a su vez trazar una mejor estrategia personal de marketing

Para corregir esto, vamos a hablarte de los cuatro factores que influyen en los clientes al contratar un servicio.

¿Cómo influye tu nivel de competencia en la aceptación de los clientes?

Tu “Know how” o nivel de experiencia y conocimientos será muy apreciada por el cliente a la hora de escoger tu oferta de servicios.

En pocas palabras, el cliente no solo quiere que le des un buen servicio, también quiere estar seguro que este proviene de alguien que conoce del tema.

En este sentido, es importante también que le hagas saber de algún proyecto exitoso que has realizado para otro cliente y dejar en claro que contigo no correrá riesgos al contratarte.

Compórtate como un profesional y conquista a los clientes

No basta que tengas conocimientos y experiencia, el cliente también busca hacer negocio con alguien altamente profesional.

Debes comportarte de una forma acorde con el nivel de servicio que ofreces y el costo que esperas cobrar por este.

Detalles mayores como entregar proyectos en el plazo acordado y respetar el presupuesto aprobado por el cliente son demostración de tu profesionalidad.

Pero también lo son otros detalles menores como tu puntualidad, la respuesta inmediata a los correos electrónicos del cliente, atender sus llamadas y tu vocabulario y expresión general.

Estas cosas pesan, y mucho, en la decisión de un cliente por tus servicios. Recuerda que hasta los grandes negocios entre empresas se realizan entre personas.

La confiabilidad como base de tu relación con los clientes

Todo acuerdo que hagas es sagrado y deberás cumplirlo cueste lo que cueste.

Fallarle a un cliente con un plazo de entrega de un proyecto o dejarlo solo en el momento en que más necesita de ti es algo muy grave.

En muchos casos, los clientes desean mantener un perfil bajo o que se respete la confidencialidad de los contratos y tipos de servicios que acuerda contigo, sobre todo cuando involucra un nuevo producto.

El respetar esta confidencialidad es clave para que hagas un buen precedente entre tus clientes como una persona de confianza.

Recuerda, tu reputación debe precederte y lo mejor es que sea muy buena.

¿Cómo influyen mis tarifas en la contratación de mis servicios?

Qué tanto cobres por tu trabajo puede ser determinante para que un cliente escoja a otro con un nivel de experiencia y conocimiento similar al tuyo.

En este caso debes analizar si tus tarifas y precios se ajustan a la realidad del mercado o están sobrevalorados.

Es mejor arrancar con menos ganancias hasta que puedas construir una buena cartera de clientes.

Otro punto que debes tomar en cuenta es que muchos clientes trabajan con presupuestos limitados o que no pueden cambiar fácilmente para pagar a alguien una cantidad mayor a lo previsto.

También recuerda que no todos los proyectos son urgentes y algunos clientes pueden tomarse su tiempo antes de decidir a quién contratar para apoyarlos.

En todo caso, lo importante de este artículo es entender estos cuatro factores para que los tomes en cuenta en tu estrategia para captar nuevos clientes y aumentes tus posibilidades de éxito en el competitivo mundo de los servicios.

Comentarios

Comentarios