Si entras a algunos sitios de internet actualmente te encontrarás con la clásica ventana donde se te avisa que se hace uso de cookies, lo interesante en esto es que también especifican qué tipo de información recolectan con ellas y piden autorización para llevar a cabo esta acción.

Quizá si no estás muy relacionado con las cookies esto sea un poco confuso pero con gusto te ayudamos. Según Wikipedia (no pretendemos usar una información informal sino una popular), cookie es:

Una cookie (galleta o galleta informática) es una pequeña información enviada por un sitio web y almacenada en el navegador del usuario, de manera que el sitio web puede consultar la actividad previa del navegador. Sus principales funciones son: recordar accesos y conocer información sobre los hábitos de navegación.

Puede que las cookies se comprendan como algo invasivo y que nos preguntemos ¿por qué un sitio debería guardar mis datos de navegación?, pero esto se emplea a manera de data de tal forma que si buscamos boletos de avión a Colombia, las cookies nos presenten anuncios de hospedaje en Bogotá o lugares para comer cocina colombiana.

Las cookies y la recolección de datos son útiles para nosotros como usuarios y permiten a los sitios, en este caso Facebook, proporcionarnos de aquel contenido que sí nos interesa. Si ves cada video nuevo de recetas desde Facebook, estas siguen apareciendo en tu feed de forma regular ¿no es así?, bueno eso gracias a los datos y su recolección.

En sí Facebook no roba nuestros datos, nosotros acordamos compartirlos, pero claro, el uso que se les dé debe ser siempre ético por parte de la red social.

Comentarios

Comentarios